martes, octubre 17, 2006

Kung Fu Traumatólogico. Los Kung Fu Kiyo.


Pasaba un rato agradable en la terraza de my house, repasando las aventuras de Kevin, Xavi y Andrea, los Kung Kiyo, los Héroes de Les Cort, la furia catalana hecha comic, una obra que según sus creadores, Man y Hernán Mygoya es una explosiva mezcla entre "Perros callejeros" y "Tigre y Dragón" . Un disfrute pa los sentios.


Este efímero estado de relax se vio interrumpido por una corriente de aire: Fiussssss, y un sonido seco: Zass, y junto a mi cabeza, clavado en la pared, había... un dardo Ninja!!.

-Cipotes!!!... Exclame.

Lo desclave de la pared con mucho esfuerzo, y no me sorprendí ni chispa, cuando descubrí que el dardo contenía un mensaje:

He contratado a un preparador físico para mi sobrino, el pequeño saltamontes de Luís Alfredo, se llama Juan, mas conocido como Wan The tiger of Matalascaña, un fiera que domina todas las artes marciales, quiere conocerte, dice que eres un piltrafilla, que no sabes nada de cine de Kung Fu, así que vamos a hacerte una visita, Wan pone la película, tu el resto. Por cierto este mensaje se destruirá en diez segundo. Atentamente: Tu amigo, el Traumatólogo.

Tire rápidamente el mensaje al suelo y comenzó a arder. De pronto otra corriente de aire, pero con un sonido mucho mas fuerte como un Fiuusss,y un sonido húmedo Zaggg, seguido de un maullido de mi gato, Copy, Miaaauuuuu y mi mujer comenzó a gritar AAAAAHHHHHH. Cuando acudí el gato estaba tendido en el suelo, una estrella Ninja estaba clavada en su lomo, se la arranque y en ella estaba pegado un "post it" de esos amarillo con la siguiente frase:

"Por cierto se me olvidaba, mañana a las siete y media, Saludos."

Tenía que hablar seriamente con el traumatólogo, esta vez se había pasado tres semáforos en rojo y uno en ámbar, no podía traer a un cualquiera a my house a vacilarme de cine de Kung Fu , por mucho tigre de Mátalascaña que este fuese.

En el coche camino al veterinario mi gato dolorido ronroneaba mientras mi mujer lo acariciaba. Un ronroneo especial para la ocasión cuyo significado en el idioma felino es:

VENGANZA.